Clipping de Relações Internacionais

Cuerpo de Hugo Chávez será embalsamado y exhibido en urna de cristal

Posted in Américas, Política & Política Externa by Emilia C. de Paula on 07/03/2013

CARACAS -El Nuevo Herald – 07/03/13.

CARACAS -- En un sorpresivo giro a las ceremonias funerarias por la muerte del presidente Hugo Chávez, el gobierno venezolano anunció el jueves que el cuerpo del mandatario será embalsamado y quedará expuesto al público de manera indefinida en una urna de cristal, en lugar de enterrarlo el viernes como se había previsto.“Se va a preparar el cuerpo del comandante presidente, a embalsamarlo para que quede abierto eternamente… así como está Ho Chi Minh, como está (Vladimir) Lenin, como está Mao Tse-Tung”, declaró el vicepresidente ejecutivo y presidente en funciones, Nicolás Maduro..“Quedará el cuerpo de nuestro comandante en jefe embalsamado en el Museo de la Revolución de manera especial, para que pueda estar en una urna de cristal y nuestro pueblo pueda tenerlo por siempre”, agregó.Unas horas antes del anuncio, la sorpresa se produjo en el Aeropuerto Internacional Simón Bolívar cuando se dio a conocer la llegada del gobernante cubano Raúl Castro, cuya asistencia a los actos fúnebres no había sido anunciada.La inesperada llegada de Castro fue transmitida en vivo por la cadena de televisión oficial venezolana VTV. El gobernante cubano fue recibido por el ministro venezolano de Relaciones Exteriores, Elías Jaua, y una pequeña guardia de honor militar, pero no hizo ninguna declaración pública.Castro fue seguido unos minutos más tarde por la presidenta de Brasil, Dilma Rousseff, y su predecesor, Luiz Inácio Lula da Silva. Maduro dijo que el presidente iraní Mahmoud Ahmadinejad llegaría la noche del jueves o la madrugada del viernes.Maduro indicó que se les pedirá a las grandes multitudes que aún esperan la oportunidad de desfilar ante el ataúd de Chávez que regresen después del funeral de Estado del viernes porque la posibilidad de visitar el catafalco se extenderá durante al menos siete días más. No estaba claro si la visita al ataúd durante esos siete días se realizará en la Academia Militar o en el Museo de la Revolución.La llegada de Castro terminó con la especulación de por qué ni el gobierno venezolano ni el cubano habían proporcionado previamente información sobre los planes del gobernante para el funeral de Estado. Cuba es el más cercano aliado de Venezuela.Mientras tanto, cientos de miles de seguidores del presidente Chávez esperaron durante horas bajo un sol ardiente para desfilar ante el ataúd instalado en la Academia Militar.Las filas de personas se extendían por más de tres kilómetros. Al llegar frente al ataúd, algunos le daban un rápido saludo militar, otros se persignaban religiosamente, y otros más tocaban el féretro. Había mujeres con bebés, parejas mayores y hombres y mujeres jóvenes, muchos de ellos con las camisetas rojas típicas de los partidarios de Chávez. Muchas de las personas que vinieron a ver el ataúd pasaron la noche esperando para entrar.A lo largo de la mañana del jueves, la cola que serpenteaba alrededor de los jardines y monumentos cerca de la Academia Militar era lenta pero ordenada. Pero por la tarde, se generó algún desorden cuando los guardias inesperadamente removieron algunas de las barricadas de metal que habían mantenido la cola en orden. De repente la multitud se precipitó hacia adelante y comenzó a correr hacia la academia. No estaba claro si los guardias más cercanos a la academia lograron restaurar el orden, pero la cola dentro de la academia no fue afectada.El jueves, funcionarios de la cancillería venezolana dijeron que esperaban a representantes de al menos 55 gobiernos extranjeros para asisitir al servicio fúnebre del viernes. El nombre de Castro no estaba en la lista.La embajada de Estados Unidos en Caracas, por su parte, reveló que una delegación de bajo nivel asistirá al funeral. Un comunicado de la embajada reveló que los delegados incluyen el ex congresista William Delahunt, demócrata por Massachussets, el representante Gregory Meeks, demócrata de Nueva York, y James Derham, el encargado de negocios de la sede diplomática en Caracas.Los seguidores de Chávez exigieron a viva voz el miércoles durante la procesión fúnebre que el entierro tuviera lugar en el Panteón Nacional, donde reposan los héroes venezolanos como Simón Bolívar.El presidente de la Asamblea Nacional, Diosdado Cabello, dijo que haría todo lo posible para que Chávez fuera sepultado en el Panteón Nacional.Pero Maduro indicó que los restos de Chávez se trasladarán al Museo de la Revolución y quedaran expuestos ahí en un mausoleo, aunque no descartó que se trasladen en el futuro al Panteón Nacional.Chávez murió el martes después de luchar contra el cáncer durante largo tiempo. Pero el cáncer quizá no fue lo que mató a Chávez.En una declaración sorprendente el jueves, el jefe de la guardia presidencial, el general José Ornella, dijo a The Associated Press que Chávez sufrió un ataque “fulminante” del corazón.Otros funcionarios del gobierno venezolano, sin embargo, dijeron que no podían verificar la afirmación de Ornella.El general Ornella reveló además que el cuerpo de Chávez está vestido con un traje militar.En uniforme verde olivo y “le pusimos su banda tricolor, su medalla y su boina roja como él quería y por supuesto el sable” militar, dijo Ornella.Una dirigente de la oposición, mientras tanto, insistió en la necesidad de que el gobierno venezolano respete la Constitución y pidió no pisotearla en el proceso de transición a unas elecciones tras la muerte de Chávez.“Es indispensable crear la confianza en el voto como expresión de la voluntad soberana. Ello requiere un proceso transparente, limpio y justo”, dijo María Corina Machado en un comunicado.

Una mujer llora frente al féretro del presidente venezolano Hugo Chávez el jueves durante el acto velatorio en la Academia Militar de Caracas. El vicepresidente Nicolás Maduro anunció que el cuerpo del líder será embalsamado y estará expuesto indefinidamente en un museo militar. EFRAIN GONZALEZ / AFP/Getty Images

En un sorpresivo giro a las ceremonias funerarias por la muerte del presidente Hugo Chávez, el gobierno venezolano anunció el jueves que el cuerpo del mandatario será embalsamado y quedará expuesto al público de manera indefinida en una urna de cristal, en lugar de enterrarlo el viernes como se había previsto.

 

“Se va a preparar el cuerpo del comandante presidente, a embalsamarlo para que quede abierto eternamente… así como está Ho Chi Minh, como está (Vladimir) Lenin, como está Mao Tse-Tung”, declaró el vicepresidente ejecutivo y presidente en funciones, Nicolás Maduro..

“Quedará el cuerpo de nuestro comandante en jefe embalsamado en el Museo de la Revolución de manera especial, para que pueda estar en una urna de cristal y nuestro pueblo pueda tenerlo por siempre”, agregó.

Unas horas antes del anuncio, la sorpresa se produjo en el Aeropuerto Internacional Simón Bolívar cuando se dio a conocer la llegada del gobernante cubano Raúl Castro, cuya asistencia a los actos fúnebres no había sido anunciada.

La inesperada llegada de Castro fue transmitida en vivo por la cadena de televisión oficial venezolana VTV. El gobernante cubano fue recibido por el ministro venezolano de Relaciones Exteriores, Elías Jaua, y una pequeña guardia de honor militar, pero no hizo ninguna declaración pública.

Castro fue seguido unos minutos más tarde por la presidenta de Brasil, Dilma Rousseff, y su predecesor, Luiz Inácio Lula da Silva. Maduro dijo que el presidente iraní Mahmoud Ahmadinejad llegaría la noche del jueves o la madrugada del viernes.

Maduro indicó que se les pedirá a las grandes multitudes que aún esperan la oportunidad de desfilar ante el ataúd de Chávez que regresen después del funeral de Estado del viernes porque la posibilidad de visitar el catafalco se extenderá durante al menos siete días más. No estaba claro si la visita al ataúd durante esos siete días se realizará en la Academia Militar o en el Museo de la Revolución.

La llegada de Castro terminó con la especulación de por qué ni el gobierno venezolano ni el cubano habían proporcionado previamente información sobre los planes del gobernante para el funeral de Estado. Cuba es el más cercano aliado de Venezuela.

Mientras tanto, cientos de miles de seguidores del presidente Chávez esperaron durante horas bajo un sol ardiente para desfilar ante el ataúd instalado en la Academia Militar.

Las filas de personas se extendían por más de tres kilómetros. Al llegar frente al ataúd, algunos le daban un rápido saludo militar, otros se persignaban religiosamente, y otros más tocaban el féretro. Había mujeres con bebés, parejas mayores y hombres y mujeres jóvenes, muchos de ellos con las camisetas rojas típicas de los partidarios de Chávez. Muchas de las personas que vinieron a ver el ataúd pasaron la noche esperando para entrar.

A lo largo de la mañana del jueves, la cola que serpenteaba alrededor de los jardines y monumentos cerca de la Academia Militar era lenta pero ordenada. Pero por la tarde, se generó algún desorden cuando los guardias inesperadamente removieron algunas de las barricadas de metal que habían mantenido la cola en orden. De repente la multitud se precipitó hacia adelante y comenzó a correr hacia la academia. No estaba claro si los guardias más cercanos a la academia lograron restaurar el orden, pero la cola dentro de la academia no fue afectada.

El jueves, funcionarios de la cancillería venezolana dijeron que esperaban a representantes de al menos 55 gobiernos extranjeros para asisitir al servicio fúnebre del viernes. El nombre de Castro no estaba en la lista.

La embajada de Estados Unidos en Caracas, por su parte, reveló que una delegación de bajo nivel asistirá al funeral. Un comunicado de la embajada reveló que los delegados incluyen el ex congresista William Delahunt, demócrata por Massachussets, el representante Gregory Meeks, demócrata de Nueva York, y James Derham, el encargado de negocios de la sede diplomática en Caracas.

Los seguidores de Chávez exigieron a viva voz el miércoles durante la procesión fúnebre que el entierro tuviera lugar en el Panteón Nacional, donde reposan los héroes venezolanos como Simón Bolívar.

El presidente de la Asamblea Nacional, Diosdado Cabello, dijo que haría todo lo posible para que Chávez fuera sepultado en el Panteón Nacional.

Pero Maduro indicó que los restos de Chávez se trasladarán al Museo de la Revolución y quedaran expuestos ahí en un mausoleo, aunque no descartó que se trasladen en el futuro al Panteón Nacional.

Chávez murió el martes después de luchar contra el cáncer durante largo tiempo. Pero el cáncer quizá no fue lo que mató a Chávez.

En una declaración sorprendente el jueves, el jefe de la guardia presidencial, el general José Ornella, dijo a The Associated Press que Chávez sufrió un ataque “fulminante” del corazón.

Otros funcionarios del gobierno venezolano, sin embargo, dijeron que no podían verificar la afirmación de Ornella.

El general Ornella reveló además que el cuerpo de Chávez está vestido con un traje militar.

En uniforme verde olivo y “le pusimos su banda tricolor, su medalla y su boina roja como él quería y por supuesto el sable” militar, dijo Ornella.

Una dirigente de la oposición, mientras tanto, insistió en la necesidad de que el gobierno venezolano respete la Constitución y pidió no pisotearla en el proceso de transición a unas elecciones tras la muerte de Chávez.

“Es indispensable crear la confianza en el voto como expresión de la voluntad soberana. Ello requiere un proceso transparente, limpio y justo”, dijo María Corina Machado en un comunicado.

Disponível em: http://www.elnuevoherald.com/2013/03/07/v-fullstory/1424973/chavez-sera-embalsamado.html#storylink=cpy

Comentários desativados em Cuerpo de Hugo Chávez será embalsamado y exhibido en urna de cristal

%d blogueiros gostam disto: